Estamos donde haya música electrónica

At home with Henry: Un momento íntimo y cultural con Henry Saiz

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on linkedin

El ciclo lleva más de 30 ediciones desde que arrancó la cuarentena española. El DJ español consiguió grandes momentos en un nuevo formato de consumo de la música en general.

Si hay algo que logró Henry Saiz, que no logró ningún artista de música electrónica durante esta cuarentena, es mostrarse como es. Acostumbrados a un personaje de cabina, pinchando música de pista ligado directamente a un show. Pues les digo que este ciclo desde su casa no es nada de eso.


Durante las primeras ediciones podíamos ver a un Henry Saiz como el que oímos en sus shows en La Fábrica, con un gran escenario, montaje de luces y mucha gente. Con el correr de las semanas Saiz se puso un poco más íntimo, como sacando a relucir todo lo que sabe acerca de la música y cómo transmitirla.

Me podría haber quedado con 33 sesiones de solo progressive, que es lo que esperaba, pero el español fue mucho más allá. Abrió su repertorio musical, su batea personal, o más bien en épocas centennials; su playlist de “Spoty”. Descubrí que con otros géneros, por fuera del cual lo identificamos, este artista te deja excitado.

Progressive Rock, Slow Trace, Italo Disco, 90’s Dance. Henry Saiz creó su propio ciclo desde la casa y te lleva de un género a otro con una calidad musical exquisita. Logra conectar desde lo más profundo, desde Alicante a Córdoba, por un canal de Youtube.

Un momento mano a mano

Es que tiene un nosequé, que qué sé yo”, diría un padre amarillo y republicano (¿o demócrata?). Henry Saiz logró construir atmósferas a miles de kilómetros. Su postura frente a la cámara, su perfil de presentador dejando correr el track para luego aparecer y saludar. Toda una postura en su sillón de estudio.

Está ahí con vos. Nos chatea. Se ríe de algún chiste argentino, se arma un porro, se toma una birra y mezcla varios tracks. El relax de estar en su casa te lo transmite, como si nos dejara entrar a su hogar porque “pintó juntarse y poner música”. Henry Saiz es uno más. No está en una cabina súper alta o en la separación de una pared en un club. Es como si la división fuera sola una mesa y no 10.000 kilómetros.

Disfruté muchos momentos de “At home with Henry”, más que varias noches de clubes. He chateado a amigxs por la calidad de su música para interpelarlxs a escuchar. 

En la casa de Henry Saiz transcurre un ciclo que puede tener beats altos o muy bajos. Un lugar melómano.

¡Hola! Usamos cookies para mejorar tu experiencia en la web.